La lengua no se traga

La lengua no se traga

1 de marzo de 2021 0 Por Koyote

Un día de guardia nos avisan por una inconsciencia en la vía publica. Al llegar, el paciente estaba sentado en el suelo recuperándose de lo que parecía un ataque epiléptico. Un testigo se nos acerca antes de que llegáramos a la víctima y, con la mano derecha llena de sangre, nos espeta: “¡Le he sacado la lengua para que no se la tragase!”. Y lleno de orgullo se aparta para que pudiéramos atender al paciente. El «héroe» había recibido un mordisco.

   Es un caso de los mitos que circulan respecto a los primeros auxilios, alimentado por los medios de comunicación. Todos hemos visto a jugadores de fútbol perder el conocimiento en un partido emitido por televisión, y sus compañeros abrirle la boca para tirar de la lengua (como la foto al inicio de la entrada). NO HAY QUE HACERLO y es PELIGROSO para ambos.

La lengua, al perder tono, cae hacia la garganta. Pero no se traga, no se da la vuelta. Es un músculo grande que, al relajarse por efecto del nervio vago, ocluye la entrada de la faringe. Ésta bloquea la vía aérea como si fuera un tapón. 

Si el desmayo se produce por un traumatismo cráneo-encefálico (TCE), el manipular la cabeza pone en peligro la estabilidad vertebral. Además, el meter la mano en la boca a una persona inconsciente puede provocar el vómito y la perdida de dedos del “rescatador” por el cierre involuntario de la boca de la victima.

¿Y por qué hacemos esta maniobra?

Según Julián Palacios, Cardiólogo de la Unidad de Arritmias del Hospital Clínico de Madrid. “Cuando una persona pierde la conciencia, muchas veces lo primero que hace es emitir un ronquido. Así que piensas que se ha tragado la lengua, pero ese no es el problema ni tiene sentido tirar de la punta de un músculo tan grande para desatascarlo. Es tan absurdo como poner al deportista de pie porque se ha caído”.

¿Y qué hay que hacer?

Como nos explica Mónica Lalanda, médico de Urgencias, en su blog “Medicoacuadros”, ”si la lengua obstruye parcialmente la faringe, no se produce una parada cardiaca repentina, sino que esa persona empieza con un ronquido llamativo. Si no ha recibido un golpe, lo único que hay que hacer es ponerlo de lado (Posición Lateral de Seguridad o PLS) y se soluciona solo, la lengua se retira de la vía aérea hacia un lado por su propio peso. Pero si ha sufrido golpe, se puede volver de lado, pero siempre entre dos personas para mantener la cabeza alineada con el cuerpo o alternativamente se puede empujar la mandíbula hacia delante (con los dedos, empujas en los ángulos de la mandíbula, unos tres dedos por debajo de las orejas)”. Y después llamar al 112. Os dejo una infografía del SEMES, cuya página os dejo más abajo.

Infografía SEMES

PÁGINAS WEB

Campaña “La lengua no se traga”

https://www.instagram.com/lalenguanosetraga/

Pagina del SEMES

https://www.semes.org/semes-divulgacion/la-lengua-no-se-traga/

Blog de Mónica Lalanda

https://medicoacuadros.wordpress.com/2017/03/06/que-la-lengua-no-se-traga-cono/

Articulo de MedlinePlus sobre «Primeros auxilios en caso de pérdida del conocimiento»

https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/000022.htm